Search here...
0
TOP
Moda

¿Cuál es el futuro de la moda en 2021?

moda

¿Cuál es el futuro de la moda en 2021?

Muchas personas que forman parte del sector de la moda se han dado cuenta, en los últimos años, que la industria, tal y como la conocemos hasta el momento, necesita cambiar. Y a raíz de la situación derivada de la pandemia del coronavirus y las consecuencias que esta ha traído para el sector, parece que el momento del cambio ha llegado.

¿Cómo hemos llegado hasta la situación actual?

En los últimos tiempos hemos estado inmersos en lo que conocemos como Fast Fashion, traducido al español como moda rápida, debido al ritmo cada vez más rápido en el que se lleva a cabo todo el proceso de fabricación de una prenda, desde el planteamiento de la idea creativa, hasta el lanzamiento y posterior promoción de la misma.

Esta velocidad tan apresurada ha tenido como consecuencia que, en lugar de las dos temporadas, con sus correspondientes desfiles, a las que estábamos acostumbrados, hayan prácticamente desaparecido y los lanzamientos de nuevas líneas sean constantes, con todo lo que ello supone.

No se nos puede olvidar que la industria de la moda es la segunda más contaminante del mundo, solo después de la del petróleo. Además, emite grandes cantidades de CO2 a la atmósfera, no solo en el proceso de producción, sino también en todos los eventos y acciones promocionales posteriores al lanzamiento de una temporada.

La creación de ropa, en este sentido, ha dejado de lado todo tipo de creatividad y se ha centrado en crear y vender prendas de forma cada vez más rápida y barata, con lo que ello supone también para los trabajadores del sector.

Pero hace ya casi un año, todo esto cambió, el coronavirus hizo que todos nos quedamos en nuestras casa, ralentizando la velocidad de producción y el ritmo de vida en general.

El consumo de artículos no esenciales cayó en picado y durante semanas (incluso meses) las tiendas de ropa se vieron obligadas a cerrar y los grandes eventos del sector tuvieron que ser cancelados.

Esto hizo que muchos agentes pertenecientes al mundo de la moda se replanteasen el futuro del sector, había llegado el momento de acabar con el consumo masivo y la superproducción, dejando paso a un nuevo paradigma que se centrase más en la sostenibilidad y en el cuidado del medio ambiente y de las personas que forman parte de la industria.

sostenibilidad moda

“Rewriting Fashion”, una propuesta a tener en cuenta

El término Rewriting Fashion no es actual, sino que ha derivado de la revolución de la moda, iniciada tras la tragedia acontecida en Bangladesh en el año 2013.

En este manifiesto, personas de gran importancia dentro del sector exigen un cambio radical en el mismo y ciertas medidas que permitan ralentizar el ritmo que rige la moda actual.

Entre las ideas presentadas se encuentra el reordenamiento del calendario de desfiles que existe actualmente, con el fin de evitar copias, proponiendo que las pasarelas sean mixtas y de formato libre, con el fin de minimizar el impacto medio ambiental de los mismos. Además, se sugiere que se elimine la exclusividad de los eventos de moda, hasta el momento dirigidos a personas del sector, permitiendo que se cree una interacción en vivo con los consumidores.

Por último, se incita a eliminar todo tipo de rebajas aleatorias, como en fechas “especiales” como el Black Friday o el Cyber Monday, dejando fijadas tan solo aquellas que simbolizan un cambio de temporada.

la moda

Y como consumidores, ¿qué podemos hacer para fortalecer el cambio de paradigma?

Pero los consumidores no nos podemos lavar las manos en este aspecto y culpar únicamente de la situación actual a las marcas y compañías de moda. En nuestras manos está ayudar a que este cambio llegue a buen puerto y para ello, es momento de comenzar a cuestionarnos ciertas cosas a la hora de adquirir una prenda:

¿Quién la fabricó?, ¿Cuál es la razón para que sea tan barata?, o ¿por qué razón debo seguir cierta moda o tendencia?

Se presenta ante nosotros el gran reto de huir de la Fast Fashion y luchar por una industria que no sea tan contaminante, que aporte sostenibilidad a todos los niveles y que se preocupe por el medio ambiente y por las personas que trabajan en ella.

Pero, ¿qué podemos hacer para ayudar?

Las pequeñas acciones individuales, ayudan a que un fin común se cumpla, como adquirir prendas en tiendas y plataformas de segunda mano, preguntarnos si realmente necesitamos cierta prenda antes de comprarla, vender nuestra ropa vieja o, mejor aún, donarla y, sobre todo, apoyar la moda local y el pequeño comercio.

Estoy segura de que poco a poco y con ayuda de todos conseguiremos adaptarnos a la nueva situación que nos depara el futuro de la moda y que será sumamente beneficiosa para todos.

Y tú, ¿te animas a formar parte del cambio?

TAGS:

«

»

2 COMMENTS

👇 Deja un comentario :

Pingback: Los kitten heels, último grito para el 2021 »【ByAlejandrA 2021】 on 21/03/2021

Pingback: ¿Los gigantes de la moda son “buenos alumnos” del respeto al medio ambiente? »【ByAlejandrA 2021】 on 21/03/2021